Cuando se habla de amor en tiempos modernos y las parejas comienzan a planear su vida juntos, se presentan ante ellos varios puntos que quizás no les pasaban por la mente cuando pensaron en casarse: compartir responsabilidades fiscales y económicas. Tener una buena comunicación y la confianza para tratar este tipo de temas desde el principio es importante. ¿Tienes alguna idea de lo que son los bienes mancomunados?

Al tratar de compartir todo con tu pareja, existe una forma legal de nombrar un patrimonio común, cuya propiedad deja de ser de uno solo para ser parte de los bienes del matrimonio. Ya sea universal o limitado, existe un tipo de régimen conocido como bienes mancomunados.

Construir una historia juntos, decidir convivir en un lugar y volverse una dupla que comparta todo frente al resto de amigos o familiares, también se puede nombrar de manera legal y, al determinarse como una sociedad conyugal universal, los patrimonios de los cónyuges se unen; independientemente de si su origen fue durante o antes del matrimonio. Por otro lado, cuando se habla de una sociedad limitada, los involucrados pueden determinar lo que incluye esta nueva sociedad.

¿Felices para siempre?

Es cierto que cuando uno comienza una relación, lo menos en lo que tiene que pensar es en el final; sin embargo, para una pareja, tener las cosas claras desde el principio ayudará que cualquier situación se pueda conducir con mayor cuidado y seguridad.

Por ejemplo, al elegir un matrimonio con base en lo que son los bienes mancomunados o, en el cual se decide compartir la gestión de los bienes, existe un término importante conocido como capitulaciones matrimoniales: término importante, debido a que son acuerdos de los cónyuges, con los cuales se establece, modifica o sustituye el régimen económico matrimonial.

Se deben entender como pactos para establecer y regular lo que, en este caso, incluye al régimen de bienes mancomunados. Estas capitulaciones se pueden hacer antes y durante el matrimonio mediante un proceso regido por lo que la ley establece.

Y, ¿cuándo el amor acaba?

Si quieres saber cómo se manejan los bienes mancomunados cuando decides dejar de compartir tu vida con alguien, entonces es importante conocer que, si no se establecen capitulaciones matrimoniales, se aplican las siguientes reglas para la separación de bienes:

  1. Cualquier bien o utilidad que no se compruebe, mediante a la ley, que se obtuvo por alguno de los cónyuges y que es su único dueño, se tomará como parte de la sociedad conyugal.

  1. Algunos elementos se consideran propios de cada cónyuge en este tipo de régimen, salvo que exista un pacto diferente en las capitulaciones matrimoniales:

  1. Bienes y derechos que pertenezcan al tiempo de celebrarse el matrimonio y los que se tengan antes de él.

  1. Bienes adquiridos después del matrimonio por herencia, donación, legado, entre otros.

  1. Los bienes que se compren con la venta o cambio de bienes propios.

  1. Objetos de uso personal.

  1. Instrumentos que sean necesarios para ejercer una profesión, arte u oficio. Si se obtuvieron con fondos comunes, la persona que los conserve debe pagar la parte proporcional.

¿Qué son los bienes mancomunados?

 

Importancia de los bienes mancomunados

Investigar la definición de los bienes mancomunados no quiere decir que confíes más o menos en tu pareja, tampoco tiene que ver con que quieras divorciarte o estés pensando en casarte, sino que estás preocupado por conocer todo lo que involucra esta nueva vida que estás por formar. ¡La educación financiera es muy útil en la vida diaria!

Por curiosidad o necesidad, buscar más información sobre temas financieros es un gran acierto, es por eso que en Provident existe una sección en la cual podrás resolver todas tus dudas. ¡No te dejes intimidar por este tipo de temas! En ningún lado está estipulado que las finanzas, y los temas que las rodean, solo están permitidas para las personas que estudian administración, economía o la bolsa de valores.

¡Acércate al blog de Provident y sigue saciando tu curiosidad!