Uno de los desafíos más grandes para las familias mexicanas en estos tiempos en que los niños regresaron a clases de manera virtual es la subida de precios de luz, agua y gas.

Muchas familias mexicanas reportaron un incremento de hasta el doble en sus facturas de luz y gas durante el confinamiento. En Provident pensamos en ti y para que este tiempo en casa con tus hijos no te cueste un ojo de la cara te damos los mejores tips para que ahorres una lanita en tu vivienda:

1.- Usar más la luz natural sobre la eléctrica. Al que madruga, Dios lo ayuda y en este caso no es diferente. Mientras más temprano hagas los mandados del día, en la tarde-noche ya no necesitarás usar tanto la luz eléctrica. Acomoda bien tus tiempos y ahorra.

2.- Desconectar los aparatos eléctricos que no se utilicen. Aunque no estén encendidos, los aparatos electrónicos conectados todo el tiempo gastan una pequeña cantidad de energía. Por eso te recomendamos desconectar SIEMPRE todo lo que no estés utilizando.

3.- Reducir el brillo de los dispositivos móviles. Las cargas de los celulares gastan mucha energía y aumentan considerablemente el precio de la luz. Por eso te recomendamos economizar y usar tu teléfono con el nivel de brillo más bajo; de esta manera no lo cargarás tantas veces como acostumbras.

4.- Tapar ollas y sartenes cuando cocines. La cocción de un alimento regular tarda el doble de tiempo cuando no tiene una tapa encima. Para no gastar tanto gas te aconsejamos siempre tapar ollas y sartenes.

5.- Cerrar bien el refri y desconectar el boiler. Las fugas hormiga en los recibos salen de los lugares más inesperados. Para que no te suceda, siempre verifica que el refrigerador esté bien cerrado y que el boiler esté apagado si nadie lo está utilizando.

Estos simples pero muy útiles consejos te servirán para ahorrarte un dinerito al mismo tiempo que le enseñas a tus hijos hábitos sanos en casa. Si necesitas un apoyo por el confinamiento te prestamos hasta $10,000 pesos en efectivo y sin aval. Solicita tu Préstamo Personal Provident